miércoles, 18 de mayo de 2011

no te regalaré otra noche en vela.

Se levanta el telón, aparece tu ausencia, comprendo que no merece la pena decirnos adiós.

3 comentarios:

91problemz dijo...

Siempre merece la pena.

Salamandra dijo...

Soy de quienes piensan que no hacerlo es suicidarse.

Grande.

www.cronicadeunimperdible.blogspot.com

ariamsita dijo...

Un adios es muy largo, rara vez merece la pena